Latin American Thoroughbred

EL DIARIO LATINOAMERICANO DE LAS CARRERAS

Ecclectico fue el duro de matar

Carreras / 14.05.2018

Ecclectico

En una muestra de enorme coraje, Ecclectico (Ecclesiastic) tiró abajo todos los pronósticos y se quedó con el Clásico Lavalleja (L -1300 metros), prueba central de la jornada del Hipódromo de Maroñas que el pupilo de Juan Tarragona dominó de inicio a fin.

El representante del stud Las Tejas tiene una historia particular, ya que comenzó corriendo (y ganando) una corta de 700 metros en Colonia, luego fue a Las Piedras y trastabilló pero enseguida se rehabilitó ganando chico en ese mismo escenario sobre el kilómetro.

Y una vez que aprobó ese examen, sus propietarios decidieron que siga su campaña en Maroñas, donde le pasó algo parecido. Fue cuarto en su primera presentación y luego ganó sobre 1100 metros.

Esta vez el desafío era mucho más grande y sobre un tiro mayor, pero el potrillo no defraudó, se vino de un tirón y bajó del pedestal a Duro de Matar (Salto), al que contuvo por un cuarto de cuerpo tras 1’16”2/100 para los 1300 metros de la pista de arena.

El vencedor sufrió el acoso de British Auténtico (British Medium) en un inicio para despegarse a poco de pisar la recta final. En los 500 salió en su búsqueda Duro de Matar y también el brasileño Sinabung (Discreet Cat), pero cuando Julio de Arrascaeta le pidió el resto, el héroe de la tarde respondió y mostró coraje para contener al conducido por Waldemar Maciel.

Tercero, atacando hacia el final, llegó Poseidón Inc , que le dio al padrillo Ecclesiastic un festejado 1-3, y cuarto terminó Sinabung, que se quedó en amagues al cansarse un poco en el epílogo.

“Siempre tuvimos expectativas con el potrillo que se va superando día a día, aunque creo que todavía le falta bastante para llegar a su techo”, señaló Anthony Cardoso, propietario de Ecclectico.

Y agregó: “Sabíamos que la carrera era bravísima, pero si le dejaban tomar la punta iba a costar alcanzarlo. Y así fue. Ya en los 400 vi que ganaba”.

Fue la segunda victoria en Maroñas para el criado por El Ring que cortó la serie triunfal de Duro de Matar. Es temprano para decir que es el nuevo líder entre los potrillos, pero dejó grata imagen que deberá ratificar a medida que se estiren las distancias.