Latin American Thoroughbred

EL DIARIO LATINOAMERICANO DE LAS CARRERAS

Eragon es el caballo al que le ponen objetivos millonarios

Internacional / 12.01.2018

Eragon-Dubai-2

"Esta es una oportunidad que tenemos que tomar. Es muy difícil encontrar un ganador de Grupo 1 en venta. Tenemos planes a largo plazo para Eragon, ya que queremos correrlo en Singapur después de la temporada de los Emiratos Árabes Unidos”, dice Ali Farooq, la cara visible de Farooq Racing Syndicate, un grupo que acaba de adquirir al hijo de Offlee Wild y ya lo tiene en entrenamiento en Meydan.

Tras la cuarentena, el caballo argentino comenzó a galopar en la pista de arena en la que el 31 de marzo próximo se correrá la Dubai World Cup (G1-2000 metros), con una bolsa de premios de 10 millones de dólares. Eragon ya tiene un antecedente en otra de las carreras mejor remuneradas del mundo, la Pegasus World Cup (G1) de 2017, cuando llegó último en Gulfstream Park en la cita de los 12 millones de dólares, en su debut en los Estados Unidos. “Es un ejemplar bastante consistente. En la Pegasus no estuvo en su mejor forma para competir contra caballos como Arrogate (Unbridled’s Song) y California Chrome (Lucky Pulpit)”, recordó Farooq en declaraciones a The National. La ilusión está puesta en obtener durante el Carnaval una gatera para la prueba más trascendente de la hípica árabe.

Ganador de diez de sus 23 carreras, incluidos los grandes premios Joaquín S. de Anchorena (G1), en San Isidro, e Hipódromo de Palermo (G1) y Estrellas Mile (G1), en el Argentino, tuvo una estadía decepcionante en los Estados Unidos, que incluyó tres competencias y una operación de garganta. “Es el abanderado de nuestro stud”, lo presentó el manager, que tiene otros trece ejemplares conviviendo con él, incluida Zahrat Jumeirah (Scat Daddy), una potranca a la que ya presentaron tres veces. Daniel Murphy está a cargo del entrenamiento.

"Lo trajimos para el Carnaval y veremos si él califica para la Dubai World Cup, que sería nuestro objetivo. Lo vi correr y tuve la oportunidad de hablar con sus contactos y comprarlo. Intentar y ganar la Dubai World Cup sería un sueño. Nunca se sabe, las cosas pasan. De eso se trata la carrera de caballos”, sostiene Farooq, que ya diseñó un plan. “Nuestra inversión en él es como con cualquier otro caballo de carreras, y tenemos que arriesgarnos en este juego. Fue mi instinto el que me acercó a Eragon”, asegura.

"Para mí, no importa si no ganamos una carrera, pero ganar una gran carrera o un Grupo 1 será suficiente para mí durante toda la temporada. Perdió un poco su forma en los Estados Unidos, pero tenemos la esperanza de que pueda recuperarse. Hay tres o cuatro carreras de Grupo 1, incluida la Gold Cup de Singapur en noviembre, que planeamos para él”, amplía.

Hombre de negocios y conocedor de la industria, Farooq sabe que la inversión tiene su riesgo. El ejemplar criado por el haras Avourneen, que en la Argentina corrió para el stud Juan Antonio y en suelo norteamericano pasó de las manos del magnate James McIngvale en Florida a las de Mallory Greiner en Indiana, ya va camino a los 7 años. "Tenemos planes para que sea padrillo una vez que termine su campaña. Hemos tomado todo en consideración y creo que ha sido una buena inversión”, completó. Eragon dirá en la cancha hasta dónde es capaz.