Latin American Thoroughbred

EL DIARIO LATINOAMERICANO DE LAS CARRERAS

California Chrome se despide de Chile con un “hasta luego”

Cría / 06.12.2017

CALIFORNIA-CHROME-(1)

137 días, 20 semanas o 5 meses, distintas maneras de contar lo que ha durado un auténtico sueño hecho realidad: la estancia de California Chrome (Lucky Pulpit) en Chile.

El Caballo del Año 2014 y 2016 en Estados Unidos aterrizaba en el aeropuerto de Santiago de Chile el pasado 23 de julio, no muy lejos, en Pirque, a tan solo 50km, le aguardaba el que iba a ser su nuevo hogar, el Haras Sumaya.

Hoy toca despedir al campeón, por ese motivo la Médico Veterinaria Carolina Rojas revisa los últimos detalles, en pocas horas dirá hasta luego a un ejemplar que ha dejado huella en todos aquellos que han compartido con él esta experiencia. “Tener a un caballo como California Chrome aquí en Chile, y más encima acá en el Haras Sumaya, fue un tremendo desafío”.

Un reto que la máxima responsable del operativo valora con optimismo “Creo que lo sacamos bien, Estoy muy contenta y espero que todos los criadores y todos los chilenos estén igual de satisfechos. Ha sido una tremenda temporada. Fantástica.”

En este tiempo el campeón norteamericano completó un book altamente exigente. “Cubrió 110 yeguas, todavía faltan algunas por revisar para confirmar el número de preñeces totales pero hasta la fecha vamos por 95” agrega. De las 110 yeguas que sirvió 25 son ganadoras clásicas, 7 madres de ganadores clásicos, 19 hermanas de ganadores clásicos y 10 hijas de ganadoras clásicos. Una de ellas, Lady Pelusa, es la madre de la sensación del momento en Chile, el invicto y ganador de 4 Grupos 1 Robert Bruce (Fast Company).

Pero, ¿Qué podemos esperar de la primera generación de California Chrome que veremos en los hipódromos en 2020? La doctora lo tiene claro. “Nos va a aportar alternativa genética, una diferente, no es la típica de Storm Cat o esas sangres repetidas. Nos está aportando genética y, principalmente, yo creo que nos está aportando él como individuo. Porque fue excepcional. Si esa excepcionalidad como individuo que él tiene la traspasa vamos a tener una hípica absolutamente mejorada y unos hijos de California que serán exitosos y exportables. Eso hará que la gente del resto del mundo se fije en lo que está pasando en Chile y Latinoamérica”. comenta ilusionada, a la vez que define al ahora padrillo con una palabra “Crack”.

El día a día de California Chrome en Chile no difería mucho con una primera monta programada para las 7am, comía su ración 2 horas antes, y una vez realizado el trabajo, baño y potrero, donde comía pasto, se estiraba, jugaba...En caso de tener una segunda monta para las 14h, entre las 11h y 12h entraba a comer otra pequeña ración y así repetitivamente hasta las 19h que se realizaba el tercer servicio. Después de eso, salía al potrero hasta las 21-21.30 de la noche, y de ahí entraba a dormir al pesebre.

“Siempre ha caracterizado por ser muy adaptable, lo puso de manifiesto cuando viajó a Dubai, Inglaterra, o recorrió Estados Unidos de punta a punta. Se nota que el caballo no se estresa con los cambios, se adapta muy bien. Se mete en el lugar donde está y lo disfruta. No es un animal que lo pase mal, que le cueste, todo lo contrario para él todo es fácil. Eso es lo agradable y lo rico de trabajar con él”. sostiene.

Esa rutina llegó a su fin. En la noche del martes, a las 22.30h, California Chrome emprenderá el camino de regreso. Su vuelo está confirmado para las 2.30 de la madrugada del miércoles, le llevará directo a Miami donde hará una cuarentena durante una semana, para poner rumbo definitivo a Taylor Made Stallions en Kentucky.